Todo lo que necesitas para realizar una fogata en la playa

Qué mejor para reunirse con la familia o amigos en la playa, que planear algo sencillo y que dé pie a otras actividades divertidas: así es, estamos hablando de hacer una fogata.

Imagínate en conjunto con el mar, la arena y tus acompañantes. Aparte de platicar, contar historias o cantar alrededor de la hoguera, pueden asar malvaviscos o salchichas.

Las hogueras, ya sean elaboradas directamente en la naturaleza o encendidas en un fogón prefabricado, son producciones que aportan calor pero también un sentido de tranquilidad, por esta razón son tan populares cuando se quiere estar en contacto con la naturaleza, ya sea en la playa o la montaña.

Aquí te decimos cómo hacer una y qué tienes que tomar en cuenta para hacerla, pues igual se deben tomar precauciones. 

Te puede interesar: Tipos de bebidas que puedes combinar con un asado.

Banner de sal parrillera

¿Qué es una fogata?

Fogata, hoguera, lumbre, fogón, pira o simplemente fuego son algunos de los nombres que recibe el levantamiento de llamas que —comúnmente— se hace con madera, con la finalidad de brindar calor, ya sea para combatir bajas temperaturas o cocinar alimentos.

Hacer fogatas es una actividad popular al aire libre, pero también es un valioso conocimiento de supervivencia. Los montañistas, scouts (practicantes de escultismo) y aficionados a las actividades al aire libre saben que las fogatas tienen muchas ventajas cuando se está a la intemperie, como:

  • Ahuyentar a los depredadores.
  • Alejar a los mosquitos.
  • Hervir agua.
  • Calentar la comida.
  • Enviar señales o como guía de ubicación.
  • Protegerse del frío.
  • Ejercicio de habilidades manuales.
  • Actividad de convivencia.

No hay que olvidar que al encender un fuego, específicamente al usar materiales orgánicos como madera y hojas, es una manera de transformar energía. Las hogueras son, por medio de la combustión, una representación de energía calórica.

fogata en la playa

Te puede interesar: Diferencia entre sal de grano y sal parrillera

¿Cómo hacer una fogata?

Antes de empezar a conseguir los materiales que necesitarás es pertinente investigar la ubicación a la que irán, ya que puedes requerir de permisos. Esto aplica en cualquier clase de escenario, desde los sitios para picnic hasta las propiedades privadas.

Dependiendo del tamaño de fogatas que permiten y dónde puedes hacerla, puedes asegurarte que no pones en peligro a terceros, el medio ambiente o meterte en problemas con las autoridades. Con lo anterior en orden, sigue los siguientes pasos:

  • Haz un agujero de aproximadamente 15 cm a 30 cm, esto es para que el fuego no se apague con el aire. Asegúrate de que al cavar el pozo no dejes dentro rocas, pues si están húmedas pueden explotar debido al calor.
  • Utiliza periódico en la parte profunda del hoyo, luego haz bolitas con el periódico y colócalas en el interior. De igual forma utiliza ramas y hojas secas alrededor para que la fogata encienda fácilmente.
  • Forma un tipi con ayuda de palos pequeños y rodea el papel. Si puedes, agrega césped seco que encuentres cerca de ti.
  • Con ayuda de un encendedor o fósforos, enciende el periódico.
  • Encima del fuego que empieza a crecer forma un tipi con leña. Primero agrega troncos pequeños y, conforme el fuego crezca, opta por los más grandes. Hazla tan grande como quieras o como te sea permitido. 

Cabe destacar que esta es una técnica sencilla y muy efectiva pero es solo una de las muchas formas en las que se puede edificar una fogata.

cómo se hace una fogata

Tipos de fogatas

La imagen de una fogata en la playa, rodeada de arena y con el mar de fondo es tal vez la imagen más clásica que se asocia con esta actividad. Sin embargo, las fogatas pueden elaborarse en diferentes lugares, especialmente en las montañas o puntos de acampar. Esto siempre y cuando existan los permisos pertinentes.

Aunque pueda parecer que todas las fogatas son iguales, existen diferentes maneras de crearlas. Donde influye la estructura, la complejidad del armado y el desempeño de las llamas.

La forma en que se coloca la madera en una hoguera no es una cuestión al azar, pues depende de los materiales con los que se cuenta y cambia el desempeño y duración del fuego. Esta es la variable que establece los diferentes tipos de fogatas que se pueden elaborar. 

Los diferentes tipos de fogatas son:

  • Fogata pirámide
  • Fogata reflector
  • Fogata en zanja
  • Fogata de corredor
  • Fogata de estrella
  • Fogata polinesia

Incluso no es extraño encontrar hoteles, hostales u hogares que hagan la inversión de construir un área específica para fogatas, con un espacio para el hornillo. Esto permite que se pueda encender la hoguera en pocos minutos, controlar la llama y mantener el fuego por períodos más largos de tiempo.

Lo que necesitas para disfrutar una fogata

Para cualquier fogata necesitas 3 elementos básicos:

  1. Yesca, que es la materia extra como ramitas, pasto y hojas.
  2. Leña para encender, los palos delgados que servirán para iniciar el fuego y le darán tiempo a la fogata de cobrar fuerza.
  3. Combustible, que son los troncos que mantienen viva la fogata y tardan más tiempo en consumirse.

Cuando se trata de tener lista una hoguera exitosa, hay algunos elementos que hacen que la labor sea más fácil y segura. Te ofrecemos estos consejos de cómo prender una fogata:

  • Tener a la mano sal parrillera: Si las llamas se están saliendo de control, puedes apoyarte de este tipo de sal, pues controla las llamas dependiendo de qué tanta cantidad uses. Igual puedes aprovecharla para marinar carne si quieres preparar carne asada.
  • No olvidar la comida para asar: Una fogata no está completa si no tienes algunos alimentos para asar al calor de las llamas. Las opciones clásicas con malvaviscos y salchicha para asar. Pero incluso puedes escoger algunas variantes saludables, como pimientos pequeños o cubrir camotes con papel aluminio y ponerlos en las cercanías del  fuego para que se cocinen a la perfección. 
  • Elegir bien los trozos de leña para fogata: En este caso es vital que selecciones troncos gruesos para hacer durar el fuego, y ramas secas para iniciar el fuego.
  • Recuerda el encendedor: Hay maneras de iniciar un fuego sin necesidad de un encendedor, pero es tiempo extra y un conocimiento de supervivencia que toma tiempo desarrollar. Puedes optar por unos cerillos, solo que en este caso siempre debes esperar que esté frío para arrojarlo a la hoguera y así evitar accidentes.
malvaviscos en una forgata

Medidas de seguridad

Cuando se trata de manipular cualquier llama viva se debe seguir una serie de medidas de precaución — antes, durante y después— para el levantamiento de una fogata.

No importa el lugar donde se establezca, seguir las medidas de seguridad es la mejor forma de prevenir que el fuego se salga de control y ocasione daños al medio ambiente, las personas que lo manipulan o a terceros.

Las precauciones que siempre deben tomarse son: 

  • Contar con la seguridad que la zona elegida permita la realización de fogatas.
  • Consultar el reglamento del área, pues pueden solicitar medidas especiales para hacer fuego.
  • Tener agua siempre a la mano antes de prender la fogata, pues en casos de emergencia.
  • Contar con una pala, esta sirve para elaborar el pozo de la fogata pero también es útil al momento de apagarla.
  • Abstenerse de los lugares de mucho viento, donde se puede perder el control del fuego, o por otro lado es necesario cavar zanjas de 20 cm de profundidad y colocar piedras o troncos que dificulten el flujo del aire.
  • Evitar a toda costa el contacto con la madera que arde o contacto con las llamas, pues esto resultará en quemaduras.
  • Nunca dejar la hoguera sola y desatendida, pues no habrá manera de controlar las llamas si se salen de control.
  • Seleccionar un terreno apto, lejos de vegetación que pueda entrar en  contacto con cualquier chispa que lleve el viento.
  • Verificar el curso de las chispas de la fogata, para comprobar que no entren en contacto con material inflamable.
  • Si se hace uso de rocas para combatir la fuerza del viento, procurar que estén completamente secas.
  • No arrojes material no identificado a tu hoguera, si no es madera no sabes cómo puede reaccionar al cambio de temperatura.
  • Al apagar la fogata, no dejar abandonada la zona hasta que esté fría, pues si aún se encuentra caliente la superficie se corre el peligro que el fuego vuelva a encender, y por consecuencia se genere un incendio.

Convivencia frente a una fogata

No es sorpresa que las fogatas están relacionadas con la convivencia, pasar el tiempo en compañía de la familia o amigos. 

Aunque es una práctica que no debe tomarse a la ligera por los  peligros que supone manipular fuego en espacios abiertos, si esta actividad se realiza con precaución y siguiendo las medidas de seguridad pertinentes, puede representar un momento de diversión, desde el momento que se construye un fuego hasta que se encuentran disfrutando de unos bocadillos asados en las brasas. 

Parrillada de Mariscos
Parrillada de Mariscos
Me encanta la magia que sucede cuando uno hace una parrillada, el chispeo, el sonido del carbón o de la leña quemándo...
Leer más
Marinado para una Parrillada de Costillas y Salchichas
Marinado para una Parrillada de Costillas y Salchichas
La mejor terapia Antiestrés Luego de una semana intensa en el trabajo te propongo que disfrutes el momento e intentes...
Leer más
Salmuera: truco para cocinar pescado a la parrilla
Salmuera: truco para cocinar pescado a la parrilla
Ponte ese gorro blanco y tu mandil o delantal, porque te sentirás como todo un chef al cocinar este pescado con sal d...
Leer más

Productos Favoritos

No tienes productos en favoritos.