Experimentos con sal que sorprenderán a los niños

La sal marina es un ingrediente que usamos todos los días en la cocina para sazonar la comida a la perfección. Pero este no es su único uso, pues es un elemento esencial en varias industrias, dado que sus propiedades funcionan para diversos procesos.

Una forma de darse una idea de la importancia de la sal es ver como reacciona con otras sustancias, como el agua, hielo, aceite o incluso la frutas. Hay varias actividades que puedes realizar con pocos ingredientes, que son divertidas pero también altamente educativas para los niños.

Al pasar tanto tiempo sin salir a jugar es necesario organizar actividades en casa para los niños, para mantenerlos entretenidos y evitar que se aburran al estar restringidos a los juegos que puedan realizar sin salir a parques o casa de sus amigos.

Estos experimentos son una manera práctica de introducir conceptos de física y química a los niños, pues pueden ver por ellos mismos las reacciones que tienen las sustancias.

Conoce más: Divertidos juegos mentales para niños.

 

banner de sal de mar

 

Este artículo es para mostrarle a los niños que pueden pasar un rato divertido y al mismo tiempo aprender cosas muy interesantes, principalmente entender conceptos científicos con experimentos caseros, y con ingredientes que todos tenemos en casa.

Experimento 1: Flotar gracias a la sal.

La sal de mar es un elemento básico en el hogar que podemos usar en los alimentos o incluso para eliminar manchas. Pero es más que solo un ingrediente de cocina, también tiene propiedades muy interesantes.

¿Alguna vez has escuchado sobre el mar muerto? Es uno de los lugares con el agua con la mayor salinidad, una concentración de sal tan alta que si te adentras flotas sin problemas. En este experimento con agua y sal podrán ver cómo funciona la densidad que genera la concentración de sal en el agua.

Necesitas:

  • Sal Sol.
  • Agua.
  • Recipiente hondo.
  • 1 huevo.
  • 1 pelota de hule.
  • 1 manzana pequeña.

Procedimiento:

  1. Tomar el recipiente hondo- lo suficientemente grande y preferentemente transparente- y verter medio litro de agua fría, o en todo caso, que llegue el agua hasta la mitad del recipiente.
  2. Dejar el huevo en el agua, notarás que este se sumerge.
  3. Colocar cucharadas de sal de mar, poco a poco y dejar que se mezclen con el agua, pueden ayudarse de la cuchara teniendo cuidado de no romper el huevo.
  4. Continuar agregando sal de mar hasta que el huevo flote sobre el agua.
  5. Retirar el huevo del agua y repetir el proceso con los demás objetos, mientras mayor sea la densidad del objeto que se introduzca al agua, necesitarás más sal para poder hacerlos flotar.

¿Qué aprendemos?

Si alguna vez te has fijado, es más sencillo flotar en el mar que en una piscina o tina y esto es gracias a la sal. Por lo mismo en mar abierto, con agua con alta salinidad, es muchísimo más sencillo flotar sin esfuerzo.

Al agregar sal al agua dulce, aumenta su concentración de este mineral y esto hace que tenga más densidad. Mientras más sal se agregue al agua, llegará el punto donde la densidad del objeto es superada por la del agua salada y este subirá a la superficie.

Experimento 2: Bebida burbujeante.

Experimento de refresco con sal

Un experimento con sal muy sencillo es mezclar refresco gasificado con una buena cantidad de sal. Esta actividad es súper rápida de hacer e incluso puedes encontrar varios videos en YouTube para ver la explosión de burbujas que se crea al mezclar estas sustancias y explican la  razón de esta reacción.

Necesitas:

  • 1 lata de refresco sin abrir.
  • ¼ taza de sal de mar.

Procedimiento:

  1. Colocar la lata de refresco en un lavabo o espacio donde pueda derramarse las burbujas del refresco de la lata.
  2. Poner la Sal Sol en un recipiente que te permita manipularla.
  3. Abrir la lata y verter la sal de golpe.
  4. Observar la reacción que produce la sal al salir como si fuera un volcán.

¿Qué aprendemos?

Los refrescos contienen disuelto el gas de dióxido de carbono que normalmente se libera en las burbujas. Pero al añadir la sal es que se crea la reacción donde las moléculas de agua que estaban muy unidas se separan y hacen que se generen muchas burbujas de manera acelerada.

Descubre más: Juegos tradicionales para niños de todas las edades.

Experimento 3: Deshidratar con sal.

La sal es un ingrediente que desde la antigüedad se ha utilizado como método de conservación para los alimentos, pues es capaz de extraer el agua y por consiguiente eliminar un ambiente que es perfecto para la producción de bacterias que arruinan la comida.

Este experimento con sal es perfecto para los niños pequeños, pues realmente se sorprenderán con la apariencia final de los frutos después de pasar por el proceso de deshidratación por sal.

Necesitas:

  • 2 o 3 kilos de Sal Sol.
  • 1 manzana.
  • 1 papa.
  • 1 pera.
  • 1 recipiente de plástico.

Procedimiento:

  1. Pelar la manzana y la papa, -puedes usarlas completas o solo con trozos-, mientras mayor sea la porción necesitarás más sal y tiempo de espera.
  2. Colocar la manzana y la papa en recipientes separados.
  3. Cubrir por completo con sal de mar.
  4. Dejar reposar por un par de días o hasta que notes que la sal se encuentra húmeda, por el agua que ha extraído.
  5. Retirar la sal húmeda y colocar nueva.
  6. Esperar otro par de días o hasta una semana completa mientras la sal trabaja en el alimento.
  7. Sacar la manzana y papa de la sal, limpiar en agua y secar con una toalla.
  8. Podrás observar como la sal ha logrado cambiar la apariencia de estos productos al absorber el agua que tenían originalmente.

¿Qué aprendemos?

La sal es útil para deshidratar, por eso se utiliza para preservar carne y pescado. Por ejemplo, aún con la presencia de refrigeradores, sigue siendo un método de conservación útil para la salazón.

La sal marina es capaz de absorber la humedad y las partículas de agua que hay en los alimentos por medio del proceso de ósmosis puede extraer el agua de las células.

También te puede interesar: Arte con sal y pintura para niños.

Experimento 4: Lámpara de lava con sal.

Lámpara de lava con sal

Las lámparas de lava son un producto decorativo que ya no se ve tan fácilmente en los hogares, eso no elimina que sea un objeto de gran atractivo visual y un adorno muy curioso para los pequeños.

Con este experimento de aceite, agua y sal podrás darle a tus hijos la oportunidad de crear algo similar de manera muy sencilla, el resultado les encantará.

Necesitas:

  • Un vaso o botella alta.
  • Agua.
  • Aceite.
  • Sal Sol.
  • Colorante vegetal.
  • Una cuchara.

Procedimiento:

  1. Llenar el vaso con tres cuartas partes de agua.
  2. Echar unas 3 o 5 gotas de colorante vegetal y mezclar con el agua.
  3. Añadir un par de cucharadas de aceite. Aproximadamente 2 dedos de altura en el vaso o el equivalente a ¼ faltante.
  4. Verter una cucharada de sal y ver el efecto que crea.
  5. Pueden colocar la sal que deseen para ver cómo las cucharadas se mezclarán con el aceite  por consiguiente se mueve el aceite entre el agua.
  6. Cada cucharada moverá un poco de aceite al final del recipiente, creando el efecto de lava. Cuando la sal caiga al final del vaso se irá disolviendo y el aceite regresará a la parte superior.

¿Qué aprendemos?

El agua y el aceite son sustancias con densidades muy distintas, pero más importante, la naturaleza de la molécula del agua es polar, mientras que en el caso del aceite no lo es, esto las hace inmiscibles, es decir, no pueden formar una solución homogénea. Por esto no pueden mezclarse; aunque lo intentes, al final el aceite subirá sobre el agua.

La composición de la sal arrastra al aceite dentro del agua, lo cual produce el efecto que ya reconocemos como una lámpara de lava, pero solo se disuelva la sal volverán a separarse y el aceite, de menor densidad, se colocará nuevamente sobre el agua.

Experimento 5: Helado sin congelador.

Helado con chispas

El helado es uno de los postres favoritos de todos los niños, sin importar su edad o la época del año en que puedan disfrutarlo. Hay variedad de sabores, consistencias y presentaciones, desde la clásica vainilla, chocolate e incluso helado con proteína, para consumir más nutrientes.

Este postre se puede preparar en casa con los sabores preferidos de tu familia y dejar un par de horas en el congelador hasta que tenga la consistencia perfecta, pero hay una manera fácil de prepararlo sin necesidad del refrigerador, y lo mejor, está listo en poco tiempo.

Necesitas:

  • 2 bolsas tipo ziploc, una más grande que la otra.
  • Sal Sol grano grueso.
  • 2 a 4 tazas de hielo en cubos.
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla.
  • 2 a 4 cucharadas de leche condensada.
  • 125 mililitros de crema para batir.
  • 125 mililitros de leche (entera, deslactosada, coco o almendra)
  • 1 pizca de Sal Sol.
  • 1 pieza de plátano.
  • Chispas de colores.
  • Jarabe de chocolate.

Procedimiento:

  1. Colocar los cubos de hielo en la bolsa más grande y verter un puñado de sal de grano grueso Sal Sol.
  2. Mezclar la crema para batir con la leche, una pizca de Sal Sol, la esencia de vainilla, y la leche condensada. Verter la mezcla en la bolsa más pequeña y cerrar a la perfección.
  3. Poner la bolsa pequeña dentro de la más grande y cerrarla.
  4. Sacudir la bolsa con hielo de lado a lado y de arriba abajo durante 10 minutos.
  5. Cuando la textura del helado llegue al punto deseado, retirar de la bolsa y servir con el plátano, una cucharada de jarabe de chocolate y chispitas de colores.

¿Qué aprendemos?

Los hielos que están dentro de la bolsa se encuentran cubiertos por una ligera capa de agua, al agregar la sal esta se empieza a diluir en el agua y está solución es la que ocasiona que el punto de congelación caiga y el hielo empiece a derretirse rápidamente.

Para derretir, podríamos decir que el hielo que se derrite toma el calor de la mezcla para helado y, mientras las temperaturas de las sustancias buscan un equilibrio, termina congelando el helado.

Consejo: Siempre puedes variar un poco la receta del helado para ajustarse al gusto de tus hijos. Por ejemplo, reemplazar la esencia de vainilla por unas cucharadas de chocolate en polvo o puré de fresas. De igual manera puedes agregar trozos de frutas, chispas de chocolate o trozos de galletas para complementar.

Conoce más: ¿Para qué sirve el agua con sal de mar?

Experimento 6: Cristalización de la sal

Observando cristales de sal de mar

Una de las manera de obtener sal es mediante la evaporación solar, así como la Sal Sol, que se extrae de las aguas rosas de Las Coloradas, Yucatán. Durante este proceso natural intervienen varios factores, pero 2 muy importantes son la concentración de la sal en el agua y la fuerza de los rayos del sol.

Con este simple experimento de sal y agua podemos recrear a menor escala el proceso de obtención de la sal de mar.

Necesitas:

  • Sal Sol.
  • Agua.
  • Cuchara.
  • Vaso.
  • Plato.

Procedimiento:

  1. Colocar en un vaso un poco de agua e ir vertiendo cucharadas de sal. Con ayuda de la cuchara ir disolviendo completamente la sal en el agua.
  2. Agregar sal al agua hasta el punto que deje de disolverse.
  3. Calentar el agua durante 30 o 50 segundos en el microondas para terminar de disolver la sal en el agua.
  4. Verter con cuidado el agua en un plato con muy poca profundidad.
  5. Colocar el plato en un lugar donde esté expuesto al sol.
  6. Dejar reposar durante 5 a 7 días para permitir que el agua se evapore y deje atrás solamente la sal cristalizada.

¿Qué aprendemos?

La manera en la que se obtiene la sal en las salinas es en parte por la saturación de sal en el agua que luego pasa a disolverse gracias a la fuerza del sol, dejando atrás solamente la pura sal, que se agrupa en forma de cristales por la disposición de sus moléculas.

Técnicas de emplatado para una presentación profesional
Técnicas de emplatado para una presentación profesional
Ya dice el dicho que “de la vista nace el amor”, por eso te presentamos algunas técnicas de emplatado para que la pre...
Leer más
Descubre todo sobre el flamenco rosa del Caribe
Descubre todo sobre el flamenco rosa del Caribe
Los flamencos son una especie de ave muy particular por su distintiva apariencia, de extremidades delgadas, con un pl...
Leer más
¿Qué es una piedra de sal y para qué sirve?
¿Qué es una piedra de sal y para qué sirve?
Seguro que cuando escuchas el término piedras de sal la imagen que acude a tu mente son los granos de sal que acostum...
Leer más

Productos Favoritos

No tienes productos en favoritos.